jueves, 18 de diciembre de 2008

YO SOY GUAYAQUIL, poema para LEON FEBRES CORDERO RIBADENEYRA en el día de su partida

yo soy Guayaquil
la niña de tus ojos
León Febres Cordero
yo soy esa mestiza que amanece
de un sueño recurrente
invicto irrenunciable
llamado libertad

mi canto es esa voz
del viejo río Guayas

yo corro por el cerro
jugando a las casitas
persigo a las iguanas
que alegran mis historias
bailando en las orillas
del Estero Salado

yo soy Guayaquil
tú mi soldado
León Febres Cordero
el que llegó rugiendo
para ahuyentar piratas
y con hilos de plata
cual duende enamorado
me restauró el vestido
la gloriosa bandera
por siempre azul y blanco

guerrero invencible
León Febres Cordero
hoy me has hecho llorar
al levantar el vuelo
sin claudicar un paso

como a sirena en duelo
me dejaste un abrazo
dibujado en la orilla
te bajaste del barco
caminaste a las aguas
del mar de lo infinito
sin mirar hacia atrás
me besaste las manos
y partiste al encuentro
del regazo final

por eso estoy aquí
porque yo soy Guayaquil
tu heroico pueblo
palpando reverente
tu frente en el cristal
mis lágrimas son hombres
caminando a tu lado
llevándote al descanso
hombros del soberano
que no te olvidará

León Febres Cordero
la Catedral te reza
el luto es permanente
pero de tus lecciones
sacaremos la fuerza
para seguir venciendo
a los filibusteros
que intenten destruir
tu legado ejemplar

mañana el cementerio
estará solitario
las flores que hoy se abrieron
se secarán al viento
del sol canicular

mas en el Malecón
seguirás levitando
Rotonda y Centenario
recorriendo las obras
como Alcalde inmortal

© Dagor PVV
Raleigh, 17 de Diciembre de 2008