viernes, 15 de abril de 2011

EL ORIGEN DE LOS CARDENALES

el patio de mi infancia
tenía un árbol gris
y entre sus ramas largas
los niños pescábamos
los ciruelos del bien

su rojura lúdica
tenía piel de grana
corazón gigante
sangre del Barcelona
como gotas de miel
mejillas de tomate
el sol metido en la piel

símil que me abraza
beso que se volvió grito
sobre un verso de papel

todos fuimos creciendo
volaron los ovos
abandonando el árbol
atado a las raíces
del jardín del pasado

en soledad
sus brazos se estiraron
de su tronco crecieron
alas de amaranto
cometas de fuego
abanicos mágicos

yo lo extrañaba tanto
que una tarde de lluvia
volví sobre mis pasos
a recoger su llanto

hasta que una mañana
cuando abrí la ventana
lo encontré florecido
con sus ramas más altas
adornadas por cuatro
cardenales dormidos
frente a mi nueva casa


DAGOR (PVV) Raleigh, NC Abril 15, 2011

No hay comentarios: